Noticia

Autor

CNMH

Fotografía

CNMH

Publicado

22 Mar 2017

Prohibido preguntar, ¿por qué lo mataron?

Es el nombre que recibe un documental que recoge las memorias de las masacres ocurridas en las fincas bananeras de Osaka y Cuna del municipio de Carepa, en el Urabá antioqueño. Una pieza audiovisual en clave de resistencia de los sobrevivientes y las familias de las víctimas en esta región de Colombia.


La campaña no es nueva pero el último correo enviado por sus organizadores tenía una frase lapidaria: “Los #RitualesVivos son difíciles tenerlos agendados con mucha anterioridad por la naturaleza de la situación que nos convoca: un homicidio”. En otras palabras, como no sabemos cuándo van a matar, entonces esperamos a que caiga el muerto para ejecutar nuestra estrategia.

 

Pero es, precisamente, esa naturaleza violenta la que hace tan necesaria la campaña cultural #NoCopio, liderada por artistas y el centro de estudios La Casa de las Estrategias de Medellín. Este grupo de paisas está trabajando en ella desde 2015 gracias a un estudio sobre violencia –elaborado por La Casa- que demostraba que la mayoría de las muertes violentas de la ciudad podía evitarse si se movilizaba conjuntamente la ciudadanía y el gobierno local.

Durante el primer año, convocaron a artistas y líderes culturales de la ciudad, y visitaron a 21 instituciones educativas para convencer a sus estudiantes de que ningún muerto se puede justificar. No está bien preguntar, “¿por qué lo mataron?” –les decían- porque eso convierte al matón en un justiciero. Luego, en 2016, la campaña tocó las puertas del alcalde, Federico Gutiérrez, y de la Secretaría de Gobierno, y presentaron un protocolo para la atención rápida en caso de homicidios. En realidad, se trató de un protocolo para prevenir los homicidios a través de la línea 1-2-3. El Alcalde aceptó la propuesta, pero según los proponentes, aún está en etapa de análisis y los investigadores de La Casa de las Estrategias están haciendo la veeduría.

Pero como los muertos no paran (más de 90 en menos de los primeros dos meses este año), en marzo la relanzaron e hicieron énfasis en lo que denominan los #RitualesVivos: “Es una idea simple pero poderosa, hacer del duelo una acción conjunta”, dice Daniela Arbeláez, de La Casa de las Estrategias.

El 10 de marzo , desafortunadamente, se realizó el primer acto de esta campaña tras la muerte de Jose Manuel Rodríguez Navia, un muchacho de 17 años asesinado ocho días antes en La Comuna 13 de Medellín. Varios artistas se reunieron ese viernes con amigos y vecinos de José Manuel para contar historias sobre él, cantar Rap y pintar un mural en el barrio Las Peñitas.

Pero adicional al duelo colectivo, la idea también es que la familia del muerto pueda tener ayuda sicológica y contacto con otras familias de la ciudad que han pasado por el mismo sentimiento de pérdida y dolor. “Tenemos que hacer que cada muerto nos duela y nos sensibilice”, dice Daniela.

Por eso, este 2017 invitaron a los habitantes del todo el Área Metropolitana a unirse como voluntarios. Es decir, cualquier persona puede aplicar el listado de acciones en caso de ocurrir un homicidio:

  1. Cuando alguien te pregunte por qué lo mataron dile -con mucho cariño- que no hay un porqué, que sólo lo que tenía en la cabeza el homicida, que sólo existe la lamentable equivocación del homicida.

  2. Cuando alguien te haga un comentario sobre un asesinado como “por algo será” (un comentario que invita a la duda y la suspicacia) enséñale -con cariño- que si nos fijamos bien tenemos muchísimo en común con la víctima y conocemos a muchas personas así que nos harían mucha falta.

  3. Si alguien es abiertamente parte de un grupo que asesina o incluso no niega que está detrás de un homicidio, no le sonrías, salúdalo sólo si es necesario, no tengas preferencias con esta persona, ni ofrezcas algún tipo de privilegio o te esfuerces por agradarle. No hagas sentir a esa persona importante o bienvenida. No le pidas ayuda.

  4. Si alguien –cercano a ti– va a cometer un asesinato –o está involucrado en una organización u actividad que lo lleva a matar– dile no.

  5. Si algún familiar o amigo es un homicida haz definitivo tu rechazo hasta que rehaga su camino.

  6. Cuando veas una noticia, un comentario en redes sociales o un discurso de alguien famoso, representativo, de un medio o que es un servidor público justificando el homicidio expresa tu desacuerdo -usando el #NoCopio.

  7. Escríbale a medios de comunicación y a periodista expresando tu desacuerdo cuando justifican o explican el homicidio poniendo la responsabilidad en la víctima, con enunciados –como “presuntamente hacía parte de un grupo delincuencial” o “presuntamente lo asesinaron por estar robando.

  8. Escríbale a los gobernantes y a las instituciones de los servidores públicos expresando su desacuerdo cuando emita un comunicado o un discurso (que puede estar mezclado con el del medio de comunicación) que expresa un atenuante o justifica el homicidio.

Aka, artista de Medellín, dice que la idea de todas estas acciones es desnaturalizar el conflicto: “Somos mayoría, tenemos una deuda con la ciudad y no podemos quedarnos quietos”.  A pesar de que circularon la campaña de Los #RitualesVivos por redes sociales, todos cruzan dedos para que no haya más eventos como los de ese viernes pasado en Las Peñitas. No quieren implementar la campaña. No quieren más muertos.


Publicado en Noticias CNMH


Copyright 2019 / Centro Nacional de Memoria Histórica / Condiciones y Términos de Uso Ventanilla única de radicación y atención al público: Carrera 7 # 27 - 18 Pisos 20 al 24

Código Postal: 110421 Notificaciones judiciales: notificaciones@centrodememoriahistorica.gov.co

Horario de ventanilla de radicación: lunes a viernes de 8:00 a.m. a 12:30 p.m. y de 1:30 p.m. a 5:00 p.m. (días hábiles) Horario de atención al público:
lunes a viernes de 8:00 a.m. a 1:00 p.m. y de 2:00 p.m. a 5:00 p.m (días hábiles) / PBX: (571) 796 5060

Política de tratamiento de la información y datos personales.


Ir al contenido